En tu Vida  >  Auto y Camioneta  >  Aceite Sintético de Auto
aceite-sintetico-de-auto

Aceite Sintético de Auto

Cada vez que alguien lleva su coche a que le realicen un cambio de aceite, el mecánico o la persona que los atiende les hace la misma pregunta: ¿aceite regular o sintético? Y todos ponemos la misma cara porque no entendemos nada.

Pero ahora les daremos algunas razones para que, la próxima vez, puedan elegir entre un aceite sintético o uno mineral, y no precisamente porque uno sea superior a otro, sino simplemente porque las funciones son diferentes de acuerdo a cada necesidad, aunque los sintéticos tienen algunas ventajas.

El aceite mineral tiene algunas limitantes en cuanto a su duración y capacidad de agunatar altas temperaturas, mientras que el aceite sintético puede soportarlas sin sufrir esa pérdida de capacidades. De la misma forma, en temperaturas extremadamente bajas, tiene la capacidad de fluir dentro de las piezas del motor fácilmente y, en algunos casos, sin requerir que el motor se caliente.

¿De dónde provienen los aceites de motor?

Los aceites de motor de origen sintético son formulaciones químicas, mientras que los aceites de motor convencionales son derivados del petróleo.

El proceso por medio del cual este tipo de aceites es formulado usa bases sintéticas de alto índice de viscosidad, alta resistencia a la oxidación y baja volatilidad, complementado con la mejor tecnología de aditivos. Estos aceites están diseñados para proteger eficazmente a los motores en las condiciones más severas de operación, al formar una capa protectora permanente que disminuye la fricción, controla la temperatura y evita el desgaste prematuro de los componentes de motores modernos y de última generación, incrementando la vida útil y el óptimo desempeño de estos.

Con la tecnología de hoy en día, los aceites sintéticos pueden ser considerados más limpios, ya que durante su desarrollo se busca reducir su volatilidad, por lo que no se evapora a la misma velocidad y sus vapores no salen por el sistema de escape del vehículo. De igual manera, y debido a su prolongado ciclo de vida, el aceite sintético requiere ser cambiado con menor frecuencia, colaborando con el medio ambiente al requerir menor cantidad de producto año con año.

¿Cómo benefician los aceites sintéticos a nuestro motor?

Uno de los beneficios más importantes que le brinda a un motor es que reduce la resistencia producida por el lubricante, disminuyendo el esfuerzo y permitiendo que el motor aproveche de mejor manera el caballaje del vehículo, lo que puede mejorar ligeramente el consumo de combustible.

El aceite sintético también tiene una gran capacidad de recolectar todas las impurezas y residuos que se van generando dentro del motor durante su funcionamiento y vida. Estas son llevadas al filtro de aceite, en donde se acumularán y se retirarán una vez que se realice el cambio de aceite.

Hay algunos vehículos que prácticamente sólo deberían usar aceite sintético. Los automóviles deportivos, por ejemplo, requieren que el aceite añadido sea sintético, ya que por el alto desempeño que generan suelen alcanzar temperaturas más altas, y el aceite sintético no perderá sus características cuando esto suceda. En cuanto a los autos convencionales, no requieren este tipo de aceites, pero se pueden ver beneficiados.

Cada vez que elijan el aceite lubricante que usarán dentro del motor de su auto, asegúrense que sea el adecuado para su óptimo funcionamiento.

Lee más sobre los Mitos y Realidades de Aceites Sintéticos y los Beneficios que da el Aceite Sintético

 

¿Te gustó este artículo? ¡Compártelo!

 

Artículos relacionados

 
RECIBE ASESORÍA
EN LUBRICACIÓN
SIN COSTO