En tu Vida  >  En tu vida  >  40 usos para el Afloja Todo. Parte 3
40 usos del aflojatodo parte 3

40 usos para el Afloja Todo. Parte 3

Para continuar con nuestra serie de usos distintos para el Afloja Todo, a continuación te presentamos los siguientes 10. En esta serie te traemos usos que sirven más para prevenir pestes e insectos, pero recuerda que debes utilizarlo con moderación y no dejarlo al alcance de niños o mascotas que puedan entrar en contacto con él o, peor aún, ingerir el producto.

1.  Que las ardillas no invadan los comederos para pájaros. Todos sabemos que a nuestras amigas las ardillas les encantan las semillas que dejamos para alimentar a los pájaros, y que son animalitos sumamente hábiles cuando se trata de conseguir comida. Pueden escalar cualquier rama y hurtar el delicioso alimento que dejamos para nuestros voladores amigos. Humedece un paño con Afloja Todo, frota los cables por donde pueden llegar las ardillas y algunas de las áreas plásticas en donde se puedan sostener los pájaros.

2.  Si no quieres que los caracoles invadan tus plantas, rocía un poco de Afloja Todo en la parte vertical de la maceta que suelen invadir. Así no podrán escalar y ya no se darán un manjar con tus queridas plantas.

3.  Aleja a los arácnidos de tus covachas. Yo no sé ustedes, pero a mí me dan mucho miedo las arañas, sobre todo cuando abres una bodega y/o una covacha y está oscuro; sé que ahí es en dónde las encontraré. Rocía un poco en las entradas y en dónde pueden estar. No te librarás de estos horribles insectos, pero sí evitarás que entren y te saquen un susto cuando abras la puerta y quieras tomar tus herramientas. Ten cuidado cuando lo hagas por dentro, ya que los vapores producidos por la evaporación del producto pueden ser perjudiciales para la salud, sobre todo de los pequeñitos.

4.  Muchas veces, sobre todo en las épocas de lluvias y calor, utilizamos los famosos gises repelentes para que no entren a nuestras casas bichos rastreros. Pero ya dijimos que es la época de lluvias, entonces el gis se moja y se borra. Pues ¡no más! Rocía un poco de Afloja Todo sobre el gis y quedará una capa prácticamente impermeable.

Cucaracha

5.  Quita las manchas de aceite del piso de garaje. Sí, esas molestas manchas que hacen parecer que la cama de nuestro auto siempre está sucia. Tan sólo rocía generosamente la mancha de aceite con Afloja Todo y déjalo reposar unas cuantas horas. Después enjuaga enérgicamente, de preferencia con una lavadora a presión. Si la mancha persiste, repite el proceso completo.

6.  Evita que el pasto quede pegado en tu podadora, al aplicar una generosa capa de Afloja Todo o abrillantador en la parte inferior de la misma. De esta manera evitarás que se formen las costras de pasto y hojas que después nos resultan tan difíciles de quitar. Si le damos un tratamiento con estos productos, solamente bastará un “manguerazo”.

Podadora - copia

7.  Una vez que se han terminado las fiestas decembrinas, es hora de quitar esas decoraciones que pusimos en las ventanas. Esta nieve falsa se puede quedar todo el año; a veces hasta te rindes en tus intentos por quitarla y te resignas a que formará parte de nuestra siguiente decoración. Pero si la frotas con un paño húmedo con Afloja Todo, podrás quitarlo fácilmente y volver a empezar al año siguiente. De esta forma mejorarás cada vez que decores tus ventanas.

8.  Si no puedes pasar desapercibido porque tus zapatos rechinan cuando caminas, simple: rocía una pequeña cantidad, lo repito, una PEQUEÑA CANTIDAD de Afloja Todo sobre las suelas. De esta forma las hidratarás y en algunos casos dejarán de rechinar. Mucho ojo, si te excedes con la cantidad de producto, pondrás en riesgo tu integridad física y la de los demás. Por favor, no lo hagas.

9.  A todos nos ha pasado que estamos jugando con un anillo de alguien más y de repente, ¡ups!, ya no sale. Pues si rocías un poco sobre el dedo en el que está atorado, lo liberarás fácilmente. Recuerda enjuagarte bien las manos después de sacar el anillo.

10.     Cuando niños, todos jugamos a llenar nuestras manos de pegamento y dejarlo secar hasta formar una capa “protectora”. Solamente hay que admitir que no siempre lográbamos remover todo el pegamento. Si aplicamos un poco de Afloja Todo podremos quitarlo fácilmente. Recuerda también enjuagar muy bien las manos una vez que termines, pues no queremos residuos del producto sobre todo lo que toquemos después, en especial, la comida.

Eso es todo por esta ocasión. La próxima semana continuaremos con la última parte de la serie y hablaremos un poco acerca de:

  • Cierres
  • Discos de vinilo
  • Cinta plateada
  • Artritis
  • Y mucho más

Si quieres leer la primera parte de esta serie, ¡DA CLIC AQUÍ!

Si quieres leer la segunda parte de esta serie, ¡DA CLIC AQUÍ!

Si quieres leer la cuarta parte de esta esta serie, ¡DA CLIC AQUÍ!

 

¿Te gustó este articulo? ¡Compartelo!

 

Articulos relacionados

 
RECIBE ASESORÍA
EN LUBRICACIÓN
SIN COSTO