En tu Vida  >  Auto y Camioneta  >  La Fricción en el Motor
Fricción Motor

La Fricción en el Motor

El aceite lubricante realiza más tareas que las que su nombre indica: lubrica, enfría el motor, limpia los conductos internos, evita formación de óxido y muchas tareas más. Lo que ya sabemos es que los componentes del motor se deterioran cuando el nivel de lubricante está por debajo de los mínimos requeridos debido a que la fricción genera calor innecesario. A continuación te explicamos qué es lo que sucede:

Cuando el nivel de aceite de motor se encuentra bajo o el depósito de aceite está totalmente vacío, el anticongelante es lo único que evita que tu motor se sobrecaliente, pero no logrará hacerlo por mucho tiempo ya que no es su función principal: es muy poco lo que puede hacer por ti.

¿Qué sucede cuando el nivel de aceite está bajo?

La temperatura del poco aceite de motor que está circulando por el motor sube cada vez más, y la circulación por la bomba de aceite y los filtros de aceite no le dan tiempo suficiente para bajar la temperatura. Por lo tanto recircula hacia el motor con una temperatura alta, y ya que esté está más caliente que el aceite lubricante la temperatura aumenta. Este incremento ocasiona que las piezas del motor se dilaten, y el coeficiente de fricción entre ellas sea cada vez mayor.

El aceite lubricante tiene una gran cantidad de reacciones normales dentro de su funcionamiento, como son:

  • Oxidación
  • Degradación termal
  • Calentamiento por fricción
  • Calentamiento por compresión

Todas las anteriores ocurren normalmente, pero la razón por la que realizamos el cambio de aceite es debido a que todas estas situaciones ocurren a un ritmo mucho más acelerado con aceite lubricante viejo. Peor incluso es cuando no hay lubricante.

¿En qué ayudan los aditivos de aceite?

Los aditivos para aceite lubricante ayudan al motor en tres diferentes aspectos:

  1. Limpiar el motor. Contienen elementos detergentes que ayudan a disolver las acumulaciones de lodo y suciedad dentro del motor, que se generan por el funcionamiento cotidiano.
  2. Proteger ante la corrosión. Los aditivos de aceite de motor protegen a las piezas metálicas de la corrosión y el desgaste, como lo hace el aceite lubricante, pero en un grado mayor.
  3. Capa adicional. Los aditivos para lubricante tienen componentes que “adhieren” una capa de lubricante y aditivo sobre las piezas, sin importar que el motor esté apagado. Así protegerán a las piezas metálicas contra la corrosión, el óxido y el desgaste, mientras el motor arranca y permite que el lubricante cubra todas las piezas.

La fricción es el inicio del fin de tu motor, así como de una gran cantidad de problemas en el mismo que se pueden prevenir al agregar un aceite lubricante, hacer un cambio de aceite oportuno y agregar un aditivo para motor, que además de mantener el motor como nuevo, evita gastos innecesarios. Descubre otras maneras de mantener tu auto en buen estado con todas las recomendaciones que tenemos para ti en nuestro blog.

 

¿Te gustó este articulo? ¡Compartelo!

 

Articulos relacionados

 
RECIBE ASESORÍA
EN LUBRICACIÓN
SIN COSTO