En tu Vida  >  En tu vida  >  La Buena Visibilidad Ayuda al Manejo
visibilidad ayuda manejo

La Buena Visibilidad Ayuda al Manejo

Los elementos del clima son los que más afectan a la visibilidad de los conductores: la lluvia, la niebla y en especial la nieve, hacen que la visibilidad se disminuya, por lo que mantener tu auto limpio siempre te beneficiará.

El hecho de tener una visibilidad adecuada al momento de conducir te ayudará a prevenir accidentes y te permitirá continuar tu camino sin problema. El elemento más importante en cuanto a la visibilidad sin duda es el parabrisas, por lo que debemos asegurarnos de que siempre esté limpio y no tenga grietas o cuarteaduras.

Los elementos que más afectan a la visibilidad son:

Lluvia

La lluvia sobre el parabrisas te perjudica en muchas formas, en particular por la noche. Dificulta la percepción, sobre todo con los faros encendidos, sobre el parabrisas y en el mismo pavimento.

Lluvia sobre un parabrisas sucio: mala combinación.

Lluvia sobre un parabrisas sucio: mala combinación.

  • La lluvia refleja la luz de una manera distinta, por lo que interfiere con nuestra percepción de distancia y velocidad
  • Cuando la luz de nuestros faros pasa a través de las gotas de lluvia, ya sea que están sobre ellos o que se encuentran cayendo frente a los mismos
  • El agua, mezclada con el aceite y otras impurezas, que se van acumulando a través de los días de circulación de un auto, no baja por el vidrio como debe, creando así una capa que impide ver correctamente hacia afuera.

Neblina

La neblina es uno de los elementos más peligrosos al conducir, ya que influye en una gran variedad de factores. Tomando en cuenta que ocurre con mayor frecuencia en zonas de gran altitud y con temperaturas bajas, puede dar indicio que el pavimento está congelado y se convierte en un riesgo al conducir. Esto sucede en especial si tus neumáticos no se encuentran en buen estado.

Es por ello que la visibilidad con la que cuenta el conductor se vuelve fundamental para anticiparse a estas situaciones y prever las acciones que se tomarán. También un clima frío en el exterior, mezclado con uno cálido en el interior, ocasiona que los vidrios se “empañen” y se pierda hasta el 90% de la capacidad para ver hacia afuera.

Uno de los inventos más importantes del auto, la calefacción, ayuda a nivelar la temperatura y a terminar con esa humedad excedente que crea dicha capa de agua condensada sobre el vidrio.

¿Cómo evitar la pérdida de visibilidad?

La única manera de evitar que se pierda algo de visibilidad con el mal clima, suciedad y otros elementos, es mantener el parabrisas limpio. Aplicar una capa de líquido limpiaparabrisas una vez a la semana y mezclar con el agua de los chisgueteros es lo ideal.

El líquido limpiaparabrisas evitará que la suciedad del camino y la que dejan otros vehículos, se peguen al vidrio, por lo que el agua se deslizará hacia abajo a baja velocidad y hacia arriba conforme esta aumenta.

Debemos ser generosos con el limpiaparabrisas, pero cuidadosos de no excedernos, ya que puede dejar una película de producto que no ayudará a que permanezca limpio.

Otra manera de prevenir la disminución de la visibilidad es rociar los faros con una ligera (y en verdad tiene que ser muy ligera) capa de afloja todo. El afloja todo hará que el agua resbale de la superficie de los faros, eliminando esa refracción de la luz cuando más se necesita. Ése es uno de los usos del afloja todo.

Pero cuidado, porque si ponemos una capa muy abundante, dejará una película de afloja todo que se encargará de bloquear el libre paso de la luz en vez de facilitarlo.

La mala visibilidad enfoca la atención del conductor en las situaciones directamente frente a él, en vez de permitirle enfocarse en el horizonte, como se recomienda al manejar. Si quieres conocer más recomendaciones para tu auto o tu casa, ¡da clic aquí!

 

¿Te gustó este artículo? ¡Compártelo!

 

Artículos relacionados

 
RECIBE ASESORÍA
EN LUBRICACIÓN
SIN COSTO